Buscar en este blog

1972 A.C.T.UR. de Lakua. En 2010 ¿Qué?

18 feb. 2010

Dice ARRIOLA, P. en La producción de una ciudad-máquina del capital: Vitoria-Gasteiz. Servicio Editorial UPV (Bilbao 1991), que entre marzo y Junio de 1972 se tramita el A.C.T.U.R (Acciones Urbanísticas Urgentes) de Lakua, en plena época expansionista, en sustitución de un Plan General (1963). Un nueva figura del Planeamiento urbanístico, una nueva ciudad que se acoplan a la ciudad preexistente, que había agotado el suelo calificado por el Plan General.


Ver mapa más grande

Casi 30 años después, en 2010 es una zona residencial totalmente estabilizada y por causas desconocidas se ha convertido en  objetivo de modificaciones que han alertado a los vecinos y han alarmado hasta provocar una movilización ciudadana desconocida desde la época de la Transición.

ALGUNOS MOTIVOS DE PREOCUPACIÓN:
  • El tráfico en la Plaza de América Latina: Importante nexo de comunicación entre el propio barrio, la nueva zona de Zabalgana y el Centro, Sur  y Este de la Ciudad.
  • El trazado del tranvía y su impacto en el tráfico, ya complejo, de la Plaza de América Latina.
  • La proyectada Estación intermodal: Y su mal explicado impacto ambiental (sobre el Parque de Arriaga), sobre el tráfico (de la compleja Plaza américa Latina), de seguridad (degradación social características en las inmediaciones de estaciones)
  • El proyecto de Centro de Reinserción que la prensa se hace eco de su rechazo
Es difícil sustraerse a la demagogia y no preguntarse: ¿A que obedece este proceso de degradación urbana y social al que se somete al barrio de Lakua?
¿Se han estudiado, debidamente los riesgos? Y, en su caso, ¿Dónde pueden verse? ¿Cúales son las medidas paliativas?

Las/os concejales, gobernantes y opositores, están obligados a explicar, a quienes han depositado en ellos su confianza para el gobierno de la ciudad, y que les conste que es para eso, Qué es lo que van a hacer (proyectos) y lo que es más importante Para qué y Porqué. Luego cuentan el Cómo, Cúanto etc.

Una vez, debidamente explicado y argumentado, someterlo al criterio de sus votantes, osea nosotros, osea la ciudadanía, considerar sus motivos, opiniones, dudas y argumentos y responder de forma clara, creíble, seria, honesta (los adjetivos se alargan) a la ciudadanía. Porque el objetivo de administradores y administrados o de políticos y ciudadanas/os de a pie  deberían ser los mismos.